¡PRODUCTO ESTRELLA!Llévate tu desmaquillante exprés ojos por 7,60€3,70€
Volver

Las respuestas a todas tus preguntas sobre el cabello

Frecuencia de lavado, cómo cuidar el color, cómo evitar las puntas abiertas… ¡Te revelamos todos los buenos hábitos para cuidar tu cabello!

1) ¿Son los productos 2 en 1 tan eficaces como dos productos independientes?

Los productos 2 en 1 ofrecen la ventaja de que nos ahorran tiempo, al combinar una acción limpiadora y acondicionadora. Estos productos son muy prácticos, por ejemplo, para aligerar nuestra bolsa de aseo, o cuando nuestro modo de vida se acelera y no tenemos tiempo suficiente.

Para que su acción sea lo más eficaz posible, es aconsejable optar preferiblemente por productos de acción específica. Por supuesto, las fórmulas de los productos están adaptadas a su uso: el champú posee una acción limpiadora óptima y rápida (sin tiempo de actuación), mientras que el acondicionador y la mascarilla, más nutritivos, necesitan un tiempo de actuación para garantizar una eficacia óptima.

La respuesta: Como sucede con la piel, existen varios tipos de cabello. Para mantener el cabello bonito y radiante, el consejo es sencillo: dedicar un tiempo al cuidado personal y utilizar un cuidado adaptado. Para obtener un resultado óptimo, conviene optar por productos independientes, de manera que cada fórmula aporte una acción máxima para garantizar la belleza del cabello.

sowimage

2) ¿En qué se diferencian un acondicionador de una mascarilla?

Si bien ambos son productos para el cuidado, el acondicionador y la mascarilla tienen funciones distintas. El acondicionador se utiliza para facilitar el desenredado de los cabellos, mientras que la mascarilla, más nutritiva (composición a base de aceites y mantecas vegetales), aporta una acción de cuidado más prolongada.

La respuesta: el acondicionador puede utilizarse después de cada lavado habitual. La mascarilla, por su parte, al ser más nutritiva, se aplica de 1 a 2 veces por semana para no apelmazar la fibra capilar.

sowimage

3) ¿Cómo cuidar el color natural o un cabello teñido o decolorado?

El agua es un gran aliado para limpiar las fibras capilares de impurezas, pero es uno de los principales factores que dañan el color. Con los lavados, este va cambiando y se vuelve más tenue. En el caso de la coloración permanente, la fibra capilar se ha modificado químicamente, y el cabello está más poroso y frágil. Por lo tanto, lo primero que necesita es un champú suave que no suponga una agresión para la fibra capilar. Para responder a las necesidades de los cabellos frágiles, hemos elaborado champús más suaves, sin sulfatos. Para fortalecer el cabello y proteger el color, se recomienda terminar utilizando un cuidado adaptado a las necesidades de los cabellos teñidos.

La respuesta: Antes que nada, si tu tipo de cabello no lo necesita, conviene evitar lavar el cabello con demasiada frecuencia, ya que esto atenúa el color. Utiliza champús suaves y dispensa el cuidado adecuado al cabello para fortalecer la fibra capilar. También se aconseja el uso de productos de cuidado de origen natural: estos productos dejan una película protectora que evita el arrastre del color.

sowimage

¿Cuándo debo cambiar de champú?

Lo más importante es elegir un champú que se adapte al tipo de cabello: dañado, fino, grueso, liso, encrespado, graso, seco… Si tu cabello es más bien:

- Natural (sin coloración): utiliza un champú que te permita mantener una buena forma o que mejore el aspecto de tu cabello.
- En un entorno urbano: opta por una gama anti-polución con efecto escudo.
- Fino y sin volumen: evita los productos demasiado ricos que puedan apelmazar el cabello y aportarle un efecto graso.
- Seco y dañado: concéntrate en los champús nutritivos y reparadores.
- Apagado, pero no dañado: apuesta por los champús que realcen el brillo o combatan la polución.

La necesidad de cambiar de champú podría verse motivada por diversos factores: por ejemplo, el cambio de estación o los cambios hormonales pueden alterar la producción de sebo del cuero cabelludo. La polución es un factor externo que tiene el efecto de apagar el cabello.

La respuesta: Cambia de champú cuando notes que tu cabello ha perdido brillo o está apelmazado.

 

sowimage

5) ¿Cuántas veces a la semana conviene lavarse el pelo?

La frecuencia de lavado depende, en parte, del tipo de cabello. Por ejemplo, los cabellos finos tienen la capacidad de distribuir mejor el sebo por el cabello y, por tanto, tienden a tener un aspecto graso con más rapidez. Si tu cabello es más bien encrespado y grueso, el sebo se distribuirá con mayor dificultad. Tendrá tendencia a acumularse en el cuero cabelludo. En estos casos, los cabellos largos estarán más secos a la altura de las puntas.

Por último, cuanto más lavamos el cabello, más dañamos la película lipídica que está presente en la superficie de la fibra. Esto genera un aspecto de cabello seco. Por lo tanto, si lavamos el cabello a diario, lo recomendable sería utilizar un champú suave.

La respuesta: La primera regla es, por lo tanto, usar productos adaptados a tu tipo de cabello. Además, debes seguir tu instinto y elegir un champú que te permita espaciar al máximo los lavados.

6) ¿Puedo salir con el cabello mojado?

Los cabellos sanos poseen, en la superficie, una película lipídica bastante hidrófoba y escamas cerradas que corresponden a la capa de queratina más externa de la fibra capilar: la cutícula.

Bajo el efecto del agua, estas escamas se abren y la fibra se infla, volviéndose porosa y más vulnerable a las agresiones externas. Por lo tanto, un cabello húmedo queda más expuesto a las agresiones externas.

La respuesta: Es mejor evitar empezar el día con el cabello húmedo.

sowimage

7) Hago deporte o voy a la piscina varias veces a la semana. ¿Cómo podría proteger mi cabello?

En primer lugar, el gorro de baño es el único medio posible de limitar el contacto del cabello con el cloro del agua, una importante fuente de agresión para el cabello. En este caso, hablamos de un hábito de lavado frecuente y, por lo tanto, sería aconsejable optar por un champú suave y evitar ducharse con agua demasiado caliente, que ablanda el cabello.

La respuesta: el gorro de baño es una buena solución para limitar el efecto no deseado del cloro del agua en tus cabellos. Si practicas natación, lávate el pelo con un champú suave al salir de la piscina.

 

sowimage

8) ¿En qué se diferencia el cuidado de los cabellos cortos y largos?

Los cabellos largos, por naturaleza, sufren más daños asociados con la rutina capilar, el lavado, el secado, la fricción, etc. Por lo tanto, es necesario protegerlos y aplicarles un cuidado desenredante para evitar que se rompan: cuidados reparadores en las puntas para fortalecerlas, restaurar la película lipídica de la superficie y alisar las escamas de la fibra.

Los cabellos cortos también requieren atención. Les sentará bien que los laves con un champú suave y que los protejas utilizando un acondicionador o una mascarilla 1 o 2 veces por semana.

La respuesta: Los cabellos largos necesitan, naturalmente, más cuidados que los cortos, ya que están más expuestos a las agresiones del día a día. En cualquier caso, aunque tengas el cabello corto, no debes descuidar tu rutina capilar. ¡Utiliza cuidados adaptados para hacer que luzcan radiantes!

 

9) ¿Sirve de algo dormir con un pañuelo?

Por lo general, la fricción (de prendas de vestir y pañuelos) debilita la fibra capilar por su acción mecánica. Sin embargo, no todos los tipos de cabello reaccionan del mismo modo. Por ejemplo, si tienes un cabello seco y que se rompe con facilidad, te convendría limitar el efecto de fricción en la fibra.

Un pañuelo de seda podría ayudarte, ya que su tejido suave se enganchará menos con la fibra capilar y reducirá el efecto de fricción con la almohada.

La respuesta: Si tu cabello se rompe con facilidad, un pañuelo de seda podría ser útil para evitar que este se dañe mientras duermes.

sowimage

 

10) El efecto de la cal en el cabello

A menudo, el agua de la ciudad contiene cal, y la cal puede apagar el cabello. El uso de productos como los vinagres cosméticos en el agua de aclarado permite neutralizar el efecto de la cal.

La respuesta: El vinagre de aclarado ayuda a los cabellos a neutralizar los depósitos de cal y les devuelve su brillo natural.

11) ¿Cómo puedo proteger mi cabello de las fuentes de calor?

 

El calor reiterado durante el secado (uso de secadores, plancha, etc.) es uno de los principales factores que debilitan la fibra.

La temperatura elevada acelera la evaporación del agua, lo que puede dañar la fibra y volverla más porosa. El calor también daña la estructura interna de la fibra y le hace perder resistencia. Para contrarrestar este efecto, te recomendamos tener a mano el Sérum Anti-rotura que, aplicado en el cabello antes del secador o plancha, evitará posibles daños irreversibles.

Respuesta: las fuentes de calor demasiado elevadas son nefastas para el cabello, sobre todo si la exposición es habitual. No dudes en utilizar un Sérum Anti-rotura para fortalecer y proteger tu cabello.

12) ¿Cómo puedo proteger mi cabello de las fuentes de calor?

El calor reiterado durante el secado (uso de secadores y otros aparatos calientes) es uno de los principales factores que debilitan la fibra.

La temperatura elevada acelera la evaporación del agua, lo que puede dañar la fibra y volverla más porosa. El calor también daña la estructura interna de la fibra y le hace perder resistencia. Para contrarrestar este efecto, te recomendamos tener a mano un sérum antirrotura que, aplicado en el cabello antes del uso de un aparato caliente, evitará daños irreversibles en la fibra.

La respuesta: las fuentes de calor demasiado elevadas son nefastas para el cabello, sobre todo si la exposición es habitual. No dudes en utilizar un sérum adaptado para fortalecer y proteger tu cabello.

Compartir